El producto interior bruto (PIB) de Alemania se contrajo un 0,3% en 2023, después de crecer un 1,8% en 2022, según la primera estimación publicada por la Oficina Federal de Estadística (Destatis), aunque la mayor economía europea habría evitado entrar en recesión técnica al esquivar los dos trimestres consecutivos de caídas de la actividad. Leer